INVESTIGADORES DEL IRNAS PATENTAN UN FILTRO PARA ELIMINAR CONTAMINANTES ORGÁNICOS EMERGENTES EN AGUA FABRICADO A PARTIR DE CASCARILLA DE ARROZ PIROLIZADA.

Un equipo formado por l@s investigador@s del IRNAS-CSIC Tomás Undabeytia, José María de la Rosa, Ana Z. Miller (actualmente en la Univ. Évora), María Hidalgo y Águeda Sánchez, en colaboración con la Technische Universität Berlin (Alemania) han desarrollado un procedimiento para la fabricación de un filtro de carbón activo a partir de cascarilla de arroz. Este filtro consigue eliminar de manera exhaustiva contaminantes orgánicos emergentes en aguas, los cuales incluso en muy bajas concentraciones pueden ser perjudiciales para la salud, y cuya eliminación debido a sus efectos toxicológicos tiene actualmente una gran relevancia tecnológica. El proceso desarrollado permite la valorización de la cascarilla de arroz, un residuo agrícola abundante en nuestra región con escaso interés económico, produce gases combustibles que pueden ser utilizados para la producción de energía y es respetuoso con el Medio ambiente, ya que no utiliza agentes químicos en la activación. La eficiencia del filtro es superior que la de carbones activos comerciales por lo que el CSIC, a través de su Vicepresidencia Adjunta de Transferencia del Conocimiento (comercializacion@csic.es, patente P202030301), ha comenzado el contacto con empresas potencialmente interesadas en la explotación de esta invención de la que el CSIC posee más del 80 % de los derechos.

 

Investigadores Patente

Investigador@s del IRNAS-CSIC participantes en la invención

 

 

Cascarilla de arroz

Aspecto de la cascarilla de arroz antes y después del proceso patentado.

Comments are closed.